Patorra de pavo al horno

Patorra de pavo al horno

Muchas veces asociamos los asados con grasas y digestiones pesadas. No os voy a quitar mucha parte de razón en estas afirmaciones por mucho que me tire la zona de Aranda de Duero y su gran lechazo al horno… (esto son palabras mayores). Pero el asado de hoy, si, porque también lo podemos llamar asado, es mucho más light. Básicamente por la carne que empleamos: el pavo.

Ahora nos volvemos a preguntar: ¿asado? ¿pavo? … que no estamos en Navidad!!, pues no, no estamos, pero es que no tienen por qué ser en estas épocas cuando nos podamos meter entre precho y espalda unas buenas patorras de pavo al horno. Sí, ‘patorras’. No diré pierna porque estamos hablado de un ave, y tampoco pata, porque su tamaño es para tenerlo en cuenta. Como en todo, las hay más grandes y más chicas (dentro de lo que se puede llamar pequeño) pero una patorra de alrededor de un kilo, puede dar de comer a dos o tres personas

Pues eso, no os dejéis engañar por la foto y penséis que son paletillas de cordero o cabrito, no, son patorras de pavo

Ingredientes

Info General
  • Tiempo de preparación: 10 minutos
  • Tiempo de cocción: 90 minutos
  • Raciones: 4 personas
  • Dificultad: media

    Abreviaturas
  • c/s: Cuchara sopera
  • c/p: Cuchara de postre
  • c/c: Cuchara de café
  • 2 patorras de pavo (1 kg. aprox. cada una)
  • 3 cebollas
  • 3 patatas
  • Un limón
  • 250 ml. de vino blanco
  • Aceite de oliva virgen extra
  • Sal al gusto
  • 1 c/p ajo molido
  • 1 c/p perejil
  • 1 c/p orégano
  • ½ c/p tomillo
  • ½ c/p romero

Elaboración

  1. Ponemos a precalentar el horno a 200º calor arriba y abajo mientras preparamos el asado.
  2. Mezclamos en un bol todas las hierbas aromáticas (perejil, orégano, tomillo y romero) junto con el ajo molido. Reservamos.
  3. Cogemos una bandeja apta para horno (yo he utilizado la propia del horno) y le untamos bien de aceite.
  4. Pelamos las cebollas y patatas y las cortamos en rodajas de unos 0,5 cm de grosor.
  5. Cubrimos la bandeja con una cama de cebolla y sobre éstas, otra cama de patatas.
  6. Pasamos las patorras por debajo del grifo para quitarles impurezas y secamos con un poco de papel de cocina.
  7. A continuación hacemos unos cortes a las patorras para favorecer el asado así como para colocar unas rodajitas de limón.
  8. Untamos las patorras con un poco de aceite y sazonamos al gusto.
  9. Espolvoreamos con la mezcla de hierbas que teníamos reservado (no os quedéis cortos a la hora de espolvorear) por los dos lados.
  10. Colocamos las patorras en la badeja con los cortes hacia arriba. Ahora que ya no tenemos que manipularlas más, cortamos unas rodajas de limón y las introducimos en estos cortes.
  11. Echamos el vino blanco en la fuente, y metemos al horno (precalentado a 200º con calor arriba y abajo), teniendo en cuenta que cada cierto tiempo deberemos darles la vuelta a las patorras para que se asen y doren bien por ambos lados.
  12. Los tiempos de horneado son un poco aproximados y dependerán del horno. Yo os dejo los tiempos de mi horno que más o menos tarda unos 75-80 minutos en tenerlas listas
    • Tras los primeros 30 minutos sacamos la bandeja, damos vuelta a las patorras y regamos con un poco de caldo.
    • Dejamos otros 20 minutos y volvemos a darles la vuelta y regar con un poco de caldo para mantenerlas hidratadas y que el jugo se infiltre en la carne.
    • Subimos el horno a 220º y dejamos otros 15 minutos. Si están muy doradas las patorras, dejaríamos la temperatura sin tocar (manteniéndola a 200º). Volvemos a darles la vuelta y regar con caldo.
    • Metemos los últimos 10-15 minutos para terminar nuestro asado. Sabremos que está bien asadas cuando las veamos doraditas y al pincharlas con un tenedor, no sale sangre.
  13. Una vez asadas nuestras patorras (quedarán doraditas), sacamos del horno, regamos un poco con su propia salsa y servimos acompañandola (por qué no?) con un vino de la Ribera

Comentarios.

  • Si os gustan más las patatas en 'cuadrados', tambien las podéis hacer así, pero para que se hagan bien por dentro, os recomiendo que las  hagáis antes un poco en el microondas (10-15 min.) para que luego no se os queden demasiado duras.
  • Si lo preferís, podéis echar también aceite y la sal a las hierbas aromáticas y de este modo podemos aplicarlas directamente como si de un majado se tratase.
  • En lugar de ajo molido, podéis utilizar unos dientes de ajo (unos 6). Esto es ideal si hacéis el majado que comentaba anteriormente.

Etiquetas: , ,

¿Te ha gustado la receta? ¡Compártela!
Share on Facebook16Share on Google+0Tweet about this on TwitterEmail this to someone

Comentarios: 2

  1. Marisol 3 abril, 2017 at 14:21 Reply

    Bueno , bueno, bueno .. .cuantas recetas :-).
    No te digo nada, si a ese majado le añades un poco de pimienta negra en grano y vinagre .. como va a quedar.
    Como siempre muchas gracias por compartir explicaciones, fotos y culturilla culinaria.

    • NaChef 3 abril, 2017 at 16:19 Reply

      Claro que sí Marisol, un toque que le aporta un poquito más de sabor. Qué mejor que alguien de la tierra del cordero para añadir ese toque especial para el asado. Lo leo, y me imagino también ese asado en la cocina ‘económica’

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *