Tarta de fresas y pera

Tarta de fresas y pera

No podía ser de otra forma. Hoy es el día de la madre (felicidades a todas las mamás) y como ‘buen’ hijo, le he hecho un tarta para celebrar su día. Durante la semana pasada estuve pensando qué tarta le gustaría a mi madre y no lo terminaba de tener claro. Al final he decidido por esta tarta de fresas y pera (lo que los anglosajones vienen llamado ‘Strawberry Pear Pie’). Además de utilizar frutas de temporada (en casa nos encantan las fresas), ese rojo de la fresa transmite esa pasión por la ‘mamma’ (si como suena, sigo un poco enmadrado ).

Comentaros que aunque el resultado merece la pena, es una tarta que lleva su tiempo hacerla (contad con al menos 3 horas desde que os ponéis con ella). Eso sí, ¡quién no va a hacer un ‘esfuerzo’ por una madre!.

Ahhh, lo mismo que sirve para el día de la madre, lo podéis hacer para cualquier día y dar una sorpresa a vuestra pareja… qué me decís para el día de San Valentín

Ingredientes

Info General
  • Tiempo de preparación: 100 min.
  • Tiempo de cocción: 80 min.
  • Raciones: 6-8 porciones
  • Dificultad: media

    Abreviaturas
  • c/s: Cuchara sopera
  • c/p: Cuchara de postre
  • c/c: Cuchara de café
    Para la masa
  • 325 gr. de harina
  • ½ c/c de levadura química
  • 30 gr. de azúcar glas
  • Una pizca de sal
  • 165 gr. de mantequilla
  • 115 ml de agua muy fría
  • Una c/p de zumo de limón
    Para el relleno
  • 600 gr. de fresas
  • 200 gr. de pera de conferencia
  • 45 gr. de maizena
  • 150 gr. de azúcar

Elaboración

Con las cantidades indicadas, tenemos para un tarta de unos 22 cm de diámetro (es la dimensión de mi molde).

La masa:

  1. En un bol mezclamos la harina, la levadura, la sal y el azúcar glas.
  2. Incorporamos la mantequilla (bien fría) en dados y trabajamos la masa (con las manos frías para evitar que se derrita mucho la mantequilla) hasta conseguir una textura como si fuesen migas de pan.Aquellos que tengáis un robot de cocina tipo Thermomix, basta darle un par de veces al botón turbo con todos los ingredientes en el vaso para conseguir la textura buscada.
  3. Incorporamos el agua (tiene que estar muy, muy fría) y la cucharadita de zumo de limón y mezclamos despacio pero sin pausa con un tenedor. Formamos una bola.En Thermomix, mezclaremos unos segundos a velocidad 6 hasta que se haya formado una bola y no se pegue a las paredes.
  4. Separamos la masa en dos mitades (una de ellas un poco más grande que la otra) y hacemos una bola con cada una de las mitades.
  5. Envolvemos las bolas en papel film transparente y las metemos en la nevera durante al menos una hora.

El relleno:

  1. Lavamos, pelamos y troceamos las fresas y las peras.
  2. En un bol incorporamos, junto a la fruta troceada, el azúcar y la maizena. Mezclamos bien y dejamos reposar durante una media hora para que suelten todo su jugo.
  3. Una vez hayan soltado todo su jugo, ponemos a calentar éste en una sartén a fuego medio y esperamos a que hierva. Cuando hierva, incorporamos la fruta troceada y esperamos a que vuelva a hervir.
  4. Retiramos la sartén del fuego y reservamos.

La tarta:

  1. Vamos precalentando el horno a 215º.
  2. Una vez transcurrida (al menos) la hora de rigor desde que metimos las bolas de la masa en el frigorífico, nos ponemos a montar la tarta.
  3. En primer lugar cogemos la bola que es un poco más grande y estiramos dándole una forma redonda de unos 2 ó 3 centímetros más grande que la base de nuestro molde.
  4. Engrasamos y enharinamos el molde y lo encamisamos con la masa. Lo metemos en el frigorífico mientras seguimos trabajando.
  5. La segunda bola es la que utilizaremos para cubrir la tarta, de modo que al estirarla lo haremos pensando en cómo vamos a utilizar la 'tapa'. En mi caso he hecho tiras para formar una cuadrícula.
  6. Sacamos el molde del frigorífico y vertemos las frutas (junto con su jugo) que teníamos reservado.
  7. Metemos los bordes hacia dentro para tapar el borde de la tapa.
  8. Ahora colocamos las tiras en forma de rejilla entrelazada para formar la tapa de nuestra tarta.
  9. Cogemos un trozo de papel de aluminio y lo untamos de mantequilla y espolvoreamos con harina. Lo colocamos sobre la tarta tapándola por completo.
  10. Con el horno precalentado a 215º, colocamos la tarta en la parte baja del horno y la dejamos durante 45 minutos.
  11. Pasados los 45 minutos, bajamos la temperatura del horno a 180ºC. Quitamos el papel de aluminio, y subimos la tarta a la mitad del horno. La horneamos durante 30 minutos más. Veremos que la parte de encima está dorada y que el relleno hierve (burbujea) y sobresale por la tarta (ojo no os queméis).
  12. Sacamos del horno y dejamos que se enfríe antes de servir.
  13. Espolvoreamos con azúcar glas sobre la tarta y servimos.

Algunas consideraciones.

  • La tarta podemos comerla tibia o fría y la podemos acompañar de un poco de nata montada o una bola de helado. Sea como fuese, estará espectacular.
  • Aunque en mi caso a la hora de tapar la tarta he hecho tiras para formar una cuadrícula, vosotros podéis hacer una tapa redonda tal cual o incluso cortar figuritas de cualquier tipo (estrellas, corazones,...) para cubrir el relleno. Dad rienda suelta a vuestra imaginación.
  • En caso de utilizar una tapa que no deje escapar el relleno al hervir, haced un agujero en medio de la tapa para que puedan salir los vapores y el relleno.

Tarta de fresas y pera (porción)

Etiquetas: , ,

Te ha gustado esta receta? Compártela...
Share on Facebook
Facebook
0Tweet about this on Twitter
Twitter
Email this to someone
email
Pin on Pinterest
Pinterest
0

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.